Skip to main content

Reseña histórica Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla”


La Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla” es la cuna de los Oficiales de la Armada de Colombia. Una institución que ya cuenta con 84 años de servicios ininterrumpidos en la formación del talento humano que lidera el derrotero de la Marina colombiana y gestiona el conocimiento para aportar al desarrollo del Poder Naval y Marítimo del país.


Sin duda, su historia está ligada al desarrollo de la Armada de Colombia y a la historia naval colombiana. Durante el siglo XVII se dieron varios intentos por establecer una escuela naval que atendiera las necesidades de una marina de guerra para la defensa del país. En 1822 se estableció la Escuela Náutica en Cartagena, incorporada a la Universidad del Magdalena, graduando dos promociones, sin posibilidades para seguir en funcionamiento. En 1866 se recuperó la Escuela Náutica, como anexo de la Universidad de Cartagena, conocida en ese entonces como Colegio de Bolívar. Sin embargo, este segundo intento no tuvo acogida.


En la primera década del siglo XX se creó la Escuela Naval Nacional, que sólo alcanzó a graduar un curso de Oficiales, en 1909.
Luego de la victoria en el conflicto con el Perú, el Gobierno reconoció la importancia de establecer una escuela naval que se encargue de instruir a los hombres para fortalecer la Marina Colombiana. Es así como en 1935, se estableció la Escuela Naval de Cadetes, bajo la dirección del Capitán de Navío inglés Ralph Douglas Binney, a bordo del MC Cúcuta, bajo el Decreto 712 del 13 de abril de 1935 e inició labores el 3 de julio de ese año, con los integrantes del primer contingente que fueron nombrados de a dos por departamento.


Tres años más tarde, comenzó la era de la Escuela Naval en tierra con su traslado a Bocagrande, donde permaneció hasta 1961, cuando se instaló en la Isla de Manzanillo.


La década de los 50s

 

Esta década marcó una diversificación importante en la formación de la Escuela Naval. Por un lado, inició la formación de Oficiales Mercantes para tripular los buques de la ya extinta Flota Grancolombiana, con apoyo de una misión chilena, a cargo del Capitán de Corbeta Juan Bascopé Guzmán. En 1958 graduó su primera promoción de Oficiales de Infantería de Marina, brazo fuerte de la Armada de Colombia.


Fue en esta misma década que iniciaron las actividades de lo que hoy se conoce como movilidad académica saliente, con el envío de Cadetes Navales a escuelas navales de Estados Unidos, Chile, Italia y Suecia. Y el envío de Oficiales a realizar pregrados y posgrados en institutos y universidades extranjeras.


Buque escuela


El entrenamiento naval, desde sus inicios se ha apoyado con unidades a flote de la Marina Colombiana y veleros. En 1947 el gobierno adquirió la fragata ARC “Almirante Padilla” como buque escuela y en 1968 adquirió el buque ARC “Gloria”, que hoy por hoy es el embajador de Colombia ante el mundo y representa una herramienta de gran trascendencia en la formación del Cadete Naval. A bordo de él, se realiza un semestre académico, donde los jóvenes pueden aplicar los conocimientos adquiridos en el aula, al tiempo que conocen otras culturas alrededor del mundo.


La vinculación de la mujer en la institución


La inclusión de la mujer en un oficio que nació siendo sólo para varones, se empezó a realizar en la década de los 80s, cuando la Escuela Naval graduó el primer contingente de mujeres Oficiales del Cuerpo Administrativo en 1984. Sin embargo, fue hasta 1997 cuando se recibió al primer grupo de mujeres para formarse como Oficiales de línea. En la actualidad, las mujeres forman parte importante de la institución, ejerciendo cargos de gran relevancia, entre los que resaltan el mando de unidades a flote de la Armada de Colombia.

 
Escuela naval como universidad


El intercambio de experiencias de los Oficiales graduados en el exterior y la gestión del mando, permitió fortalecer las capacidades de capacitación académica, permitiendo expedir en 1964 títulos de Ingeniería Naval, y luego la creación de la Facultad de Oceanografía y de Administración Marítima. En 1974 cambió su denominación a Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla”. Y luego, mediante la Resolución 11893, del 20 de octubre de 1977, la Escuela Naval de Cadetes recibió el reconocimiento por parte del Ministerio de Educación Nacional como Universidad, convirtiéndola en la única Institución de Educación Superior del sector naval-militar con este carácter.

 

El desarrollo de la academia y la búsqueda de la excelencia le han dado a través de los años, un rol adicional a la Escuela Naval de Cadetes para la capacitación de profesionales en áreas que apuntan al sector marítimo, portuario y fluvial.
En 1992 se empezaron a dictar programas de posgrados en el nivel de especializaciones y en 2007 en el nivel de maestrías.

 
La modernización de infraestructura se impulsó en la segunda década del siglo XXI, con el proyecto Alfa Sextantis, que aún se encuentra en funcionamiento, con la puesta en marcha de una segunda fase para potencializar las instalaciones de bienestar y académicas de la Escuela Naval.


En el año 2015 se puso en funcionamiento del Centro de Investigación, Desarrollo e Innovación para Actividades Marítimas que ha consolidado las capacidades para la investigación, el desarrollo y la innovación autónoma en escenarios virtuales y ambientes simulados, de la Escuela Naval. Abriendo campo a la oferta de servicios no sólo para el resto de las unidades de la Armada de Colombia, sino también para el sector empresarial y la comunidad marítima que destaca en la institución procesos para la gestión de conocimientos acorde a las tendencias tecnológicas y necesidades del mundo actual.


En el camino hacia la excelencia, la Escuela Naval de Cadetes obtuvo la Acreditación Institucional en alta calidad, por un período de seis años, mediante resolución número 24403 del 10 de noviembre de 2017, por parte del Ministerio de Educación Nacional, posicionándola entre el selecto grupo de las mejores Instituciones de Educación Superior en Colombia. 
Esto representa grandes retos para la institución que trabaja arduamente por la mejora continua de sus procesos de capacitación y formación de Oficiales y gente de mar.


Recientemente, se creó la Facultad de Marina Mercante. Hitos importantes que han permitido a la Armada de Colombia, a través de la Escuela Naval de Cadetes, transformar y posicionar al Caribe colombiano en un clúster de educación marítima internacional.