Skip to main content

INAUGURADAS OBRAS EN LA ESCUELA NAVAL DE CADETES

INAUGURADAS OBRAS EN LA ESCUELA NAVAL DE CADETES

Con el ánimo de mejorar la infraestructura física y tecnológica de la Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla” para el desarrollo de actividades de apoyo, académicas y deportivas, el Vicealmirante Ricardo Hurtado Chacón, Jefe de Estado Mayor de Personal de la Armada de Colombia; el Contralmirante Francisco Hernando Cubides Granados, Director saliente de la Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla”; y el Contralmirante Juan Ricardo Rozo Obregón, director entrante, realizaron la reinauguración de tres importantes obras en las instalaciones de la Isla de Manzanillo.

La primera de esta se trata del edificio “Rafael Reyes”, construido en el año 1955 y nombrado en honor al militar y político Rafael Reyes Prieto, quien fue Presidente de la República de Colombia entre 1904 y 1909. Albergó la imprenta, aulas, oficinas del Comando del Curso de Oficiales, oficinas del Instituto Panamericano de Ingeniería Naval, Laboratorio de Electrónica y de Materiales hasta el año 2015, cuando se presentó una conflagración que afectó su estructura, obligando a realizar una nueva edificación que se destinará para el Departamento de Servicios Generales de la Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla”.

La segunda obra es la Marina “Rafael Obregón”, que fue remodelada a finales del año 2019 y sirvió de escenario de varias disciplinas acuáticas en los últimos Juegos Nacionales. Lleva su nombre en honor al arquitecto Rafael Obregón González, reconocido ingeniero y fundador de la sociedad conocida como Obregón-Valenzuela, encargada de diseñar y construir importantes proyectos de ingeniería en la ciudad de Cartagena como el Hospital de Bocagrande, el Club de Cartagena y la Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla” en 1955. Su ampliación y modernización impacta positivamente en el entrenamiento de la navegación, esencial para el marino.

La última obra, corresponde a la develación del monumento a los héroes caídos en acción donado por la Asociación Colombiana de Oficiales de Infantería de Marina “Anfibios” a la Escuela Naval de Cadetes. Esta estructura compuesta por una ametralladora tipo M-60 estándar que reposa sobre una gota de sangre simboliza el trabajo en equipo, liderazgo, esfuerzo y sacrificio entregado para salvaguardar la soberanía nacional. Hace parte integral del monumento a la Infantería de Marina, que reposa en estas instalaciones desde hace muchos años y en 2019 fue sometido a remodelación con el fin de darle un nuevo aspecto y contribuir a incentivar el amor por la institución, el espíritu combativo, el respeto por los héroes caídos en acción de guerra, así como los valores y virtudes militares del brazo fuerte de la Armada de Colombia.

La Escuela Naval de Cadetes “Almirante Padilla”, como universidad acreditada institucionalmente en alta calidad, reafirma su compromiso con el mantenimiento y actualización constante de su infraestructura para el desarrollo de sus funciones sustantivas que contribuyen al bienestar de sus estudiantes, docentes y personal administrativo.